El Nuevo Cine… ¿Renacimiento o mera Ilusión?

>> martes, 21 de julio de 2009

He estado mirando los resultados de la última oleada del EGM (Estudio General de Medios) y los resultados son realmente impactantes. Para los que no lo sepáis, el EGM es una empresa que se encarga de realizar mediciones de audiencia de todos los medios de comunicación; especialmente a través de entrevistas cara a cara y a través de llamadas telefónicas (ésta última especialmente para radio). Gracias a éste estudio, podemos ver la evolución de audiencia de los diferentes medios. Hoy, para concretar, voy a comentar los datos del “Cine”.

Seguramente conoces a mucha gente que hace años que no pisa una sala de cine; y seguro que cuesta pensar en alguien que vaya cada semana.

Pues bien, del total de individuos participantes en el estudio, el 55.3% afirman no ir nunca o casi nunca al cine, mientras que el 44.5% va alguna vez. De éste 44.5%, según los datos del EGM, el 14% de los usuarios van menos de 5 veces al año, el 11,9% entre 5 y 6 veces al año, el 5.9% va de 2 a 3 veces al mes; y tan solo un 2 % lo visita una vez a la semana.

Seguramente el precio actual de las entradas no ayuda demasiado, por lo que hace que el día con más afluencia sea el día del espectador. Esta poca afluencia de gente, ha hecho que la inversión publicitaria en el cine también caiga en picado (estudio publicador por Infoadex). De hecho, en el año 2008, en total se invirtió en publicidad unos 14.915,3 millones de euros. Del total, el 43.4% se lo ha llevado la Televisión, el 21.2% los diarios, el 8.6% internet, el 9% la radio y tan solo se le da un pobre 0.3% al cine. El total de inversión (hablando en euros) en publicidad en cine el año pasado rondó los 21 millones de euros, cifra insignificante si la comparamos con los 3.082.1 millones de euros que se llevó el sector televisivo.

Todo éste asunto, hace perder dinero a las salas de cine, lo que hace que tenga que reformularse ciertos aspectos. Uno de esos aspectos es la nueva moda del cine en 3D. Hace unos años tan solo conocía que se podía ver el cine en 3D en el IMAX Port Vell de Barcelona o en la Ciudad de las Artes de Valencia; porque según decían era una tecnología cara y complicada de aplicar en la reproducción de cine. Sin embargo, ahora prácticamente todos los cines ya hacen películas en 3 dimensiones. Yo no he visto ninguna de éste tipo en los cines normales (la última que vi fue hace años en el IMAX). Si has visto alguna te invito que me cuentes que te ha parecido.

Esta “moda” del cine en 3D, está haciendo que gente que no iría al cine, vaya a ver películas que seguramente tampoco iría a ver; pero como es en tres dimensiones… Por supuesto, la entrada también se cobra más cara, porque incluye las gafas (que por cierto, en cada sesión te hacen comprar unas según tengo entendido, no te dejan utilizar las que ya tienes de otras veces).

Sea como sea, este sistema está haciendo coger un poco de aire a las salas de cine.

Otra técnica utilizada cada vez más, es el hacer una pausa publicitaria en medio de una película que tenga una duración bastante extensa (por ejemplo 2 horas). Yo tampoco he ido a ninguna de esas sesiones, así que si has ido ya sabes, comenta que te ha parecido. Sobre este tema, creo que es interesante si las salas se comprometen a cobrar dichas entradas más baratas y no al mismo precio que una película sin interrupción. Este sistema sería óptimo por dos lados; al reducir el precio de la entrada podría ir más gente al cine; y por otro, al hacer una pausa publicitaria, se asegura cierta inversión publicitaria.

Otra de las técnicas utilizadas, a veces valiéndose también de la tecnología en 3D, es proyectar conciertos, óperas y diferentes actos multitudinarios para hacer que el público pueda sentirlo “en su pellejo”.

A parte de todo esto, lo que sí encuentro todavía abusivo, es quizá el precio que te ponen en los productos que venden en el interior, como por ejemplo algo tan básico como una botella de agua y unas palomitas. Todavía existen temas que necesitan reformar con tal de mejorar los servicios.


Finalmente quiero matizar dos últimos temas.

Por un lado, sobre el tema de las butacas VIP que tienen algunos cines y que suelen valer un euro más que la entrada normal. Dichas butacas son más espaciosas y están situadas en el mejor sitio de la sala… pero mi pregunta es… ¿Realmente es necesario? Si sabemos de sobras que mucha gente compra entrada normal y cuando ve que no hay nadie, va y se sienta en las VIP… creo que ese sistema está mal montado.

Por último, desde aquí hacer un llamamiento a las sala de cines pequeñas para que se lo hagan mirar (por ejemplo el Kursal de Igualada). Considero que cobran un precio que a mi parecer no se ajusta a los servicios y a la calidad que ofrecen. No me extraña que tengan miedo a que venga un multicines… porqué se los comerán vivos… Sinceramente, eso les pasa por no renovarse y dar un salto para situarse en el siglo XXI, en vez de quedarse atascados en las cavernas con leones en la puerta para que nadie les quite el sitio.

En conclusión, te invito a que cuando puedas vayas y disfrutes de una buena película (tema también muy cuestionable últimamente) y si puede ser, en salas que te ofrezcan servicios de calidad. En otra ocasión ya hablaremos del déficit de las salas de cine y de la calidad de las películas. En todo caso, si quieres saber más de cine, te invito a que visites un blog que hace un amigo (Daniel Rio) y que habla precisamente de novedades, críticas y reflexiones cinematográficas (El Rotoscopio).

¡Que os vaya bien el día!

2 comentarios:

Javier 21 de julio de 2009, 22:00  

Hola. Si quieres conseguir 50 € con tu blog con enlaces de texto y sin necesidad de clics, dímelo. Un cordial saludo. Javier

Soyyoeldani 22 de julio de 2009, 11:21  

Muy acertado comentario!!!

merci por la citacion!!!!

Un abrazo!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Visitantes del Blog

  © Blogger templates Shiny by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP